Noticias

29 de junio


BANCARIOS-CONGRESO

 

PALAZZO RECHAZO LA DESREGULACION FINANCIERA Y RECLAMO A LA CGT UN CONFEDERAL PARA CONTINUAR EL PLAN DE LUCHA

Buenos Aires, 29 de junio (Télam).- El secretario general de la Asociación Bancaria (AB), Sergio Palazzo, rechazó hoy "la desregulación financiera" implementada por el Banco Central (BCRA); las políticas económicas y "las tercerizaciones", y exigió a la CGT "la convocatoria a un nuevo Comité Central Confederal (CCC) para retomar el plan de lucha abandonado unilateralmente".

Palazzo clausuró esta tarde en el Auditorio Malvinas Argentinas de la sede sindical de Sarmiento al 300 el 44° Congreso Ordinario Nacional de la organización bajo el lema "Trabajo digno para todos", ocasión en la cual ratificó su rechazo a "la fijación por primera vez en la historia del nuevo valor del salario mínimo por decreto", y explicó que "la desregulación financiera conlleva serios riesgos para los empleos y los derechos laborales".

"Es una contradicción que un gobierno que reconoce la necesidad de percibir 14.500 o 15.000 pesos para no ser pobre, fije por decreto un ingreso mínimo de 10 mil pesos recién para julio de 2018. Eso es consolidar netamente la pobreza", puntualizó Palazzo.

El dirigente gremial, uno de los principales referentes de la Corriente Federal de Trabajadores (CFT), sostuvo que "la CGT debe retomar el plan de lucha iniciado con la movilización del 7 de marzo y la huelga nacional del 6 de abril, cuando los trabajadores expresaron de forma clara la voluntad de confrontar ante la difícil coyuntura", y señaló desconocer "los motivos por los cuales la central obrera decidió descontinuar esa lucha".

"La compulsa electoral no debe ser óbice para continuar defendiendo los derechos de los trabajadores. La Bancaria y la Corriente Federal exigen que la CGT convoque de inmediato a un Confederal para determinar la fecha de su prosecución", añadió.

Afirmó que "el Congreso fue muy claro y, los delegados de las 53 seccionales, analizaron durante dos jornadas la realidad política y económico-social de la Argentina, al igual que la situación de la actividad bancaria. El país adoptó un rumbo que perjudica a los trabajadores y, el avance tecnológico, la economía y esa desregulación, tendrá consecuencias en el corto tiempo".

Los congresales nacionales facultaron al Secretariado General Nacional a imponer en "la revisión paritaria a realizarse en julio próximo -como se determinó en enero último- que todo avance tecnológico y desregulatorio sea discutido en esa mesa convencional" y, también a adoptar "las medidas de fuerza necesarias si los reclamos no son escuchados y hay despidos".

El dirigente reconoció que la inflación no superó aún el acuerdo paritario bancario de enero último para exigir la aplicación de la cláusula gatillo, aunque explicó que "la revisión del convenio en julio es independiente de ese instrumento y lo económico, porque hay sobrados y graves motivos pra discutir esas cosas, como la desregulación y la posibilidad de cesantías", por lo que ya se solicitó al Ministerio de Trabajo por escrito "esa convocatoria".

Palazzo rechazó "el actual modelo económico-social"; subrayó que "la desregulación financiera comenzó a golpear muy fuerte" en el sector y agregó que "los cuadros político-gremiales deben trabajar en todas y cada una de las provincias en rechazo del modelo".

Al ser consultado respecto de la posibilidad de que el cheque electrónico provoque despidos, Palazzo señaló: "No solo el cheque electrónico. Las plataformas digitales como Mercado Libre toman y  prestan dinero sin intervención del Central, lo que facilita el lavado. Porque es posible realizar operaciones de hasta un millón de pesos por día y por persona. No hay ningún tipo de regulación, a diferencia de lo que ocurre en otros países de la región".

En ese sentido, añadió que "la política de 'Resoluciones' del Central permite la pérdida de puestos de trabajo bancarios a partir de la tercerización de tareas no propias", en tanto enfatizó que "la colocación de cajeros automáticos en supermercados, farmacias y estaciones de servicio -operados por empleados no bancarios- representa una quita de empleo propio".

En otro orden, el dirigente dijo que al gobierno "le empieza a cerrar el ajuste solo con represión y, con el paso del tiempo, cada vez serán más quienes salgan a la calle a reclamar, porque mucha gente ya no llega a fin de mes a partir del hambre".

Palazzo afirmó que la Bancaria "está orgullosa de que dos compañeros de la Corriente -Vanesa Siley (judiciales) y Walter Correa (cuero)- acompañen en las listas a la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner, y respaldó en un todo para las próximas PASO la nómina que encabeza Cristina en Buenos Aires. En el encuentro participaron invitados de organizaciones afiliadas a la Union Network International (UNI) y los secretarios generales de la CFT, informó el secretario de Prensa, Eduardo Berrozpe. (Télam).-

ar-rc-di


Junio 28 - El Auditorio Malvinas Argentinas de la sede del Secretariado Nacional de la Asociación Bancaria fue el escenario de la inauguración del  XLIV° Congreso Ordinario Nacional de la organización. Bajo el lema de “Trabajo Digno para Todos” se dieron cita, en un auditorio completo, congresales de las 53 seccionales del país. También participaron los siguientes invitados internacionales: Rubén Cortinas (Presidente UNI Américas), Marcio Monzane (Secretario Regional UNI Américas), Roberto Von Der Osten (Presidente CONTRAF CUT –Brasil), Juan Francisco Sánchez Zambrano (Presidente ACEB -Colombia), Pedro Stéffano (Presidente AEBU - Uruguay), Rigoberto Urbieta (Secretario General FETRABAN -Paraguay), Martín Ford (Secretario de Internacionales AEBU -Uruguay), Gonzalo Pérez (Consejero Sector Financiero Oficial AEBU - Uruguay), Sandra Guerrero Scolari (FETRABAN - Paraguay), Hebert Garrido (AEBU - Uruguay), Katerine Pérez (AEBU - Uruguay), Juan Etchegorri (Consejero Sector FinancieroPrivado AEBU - Uruguay), Raquel Grandal (AEBU - Uruguay)

Un espacio de debate sobre el presente que atraviesa el gremio, sobre el horizonte de la actividad, y con un análisis de la coyuntura política nacional e internacional en la cual se inserta.

Temprano en la mañana comenzaron a acercarse los congresales a la sede del Sindicato ubicada en la calle Sarmiento 341 de la Ciudad de Buenos Aires para luego dar inicio al Congreso para el cual fue designado como presidente el Secretario General del gremio Sergio Palazzo. La supervisión del mismo, en cumplimientos de todos los requisitos formales, estuvo a cargo de funcionarios del Ministerio de Trabajo. En ese primer tramo también hubo un espacio para el recuerdo con su mención y un minuto de silencio de los compañeros bancarios ligados a la vida gremial que han fallecido en el curso del último año.

Como primera medida el Congreso avanzó en la designación de la Mesa Provisoria y en segundo lugar en la designación de la Comisión de Poderes a modo de ir cumpliendo cada paso formal. Tras ello se dio lectura y aprobación del acta del Congreso del año previo. Vale decir que en todos los casos hubo unanimidad al momento de aprobar las mociones.

Posteriormente se constituyeron las nueve comisiones de trabajo con la nominación de los integrantes de las mismas. Las comisiones conformadas fueron nueve pensadas a partir de temáticas relacionadas con todos los aspectos de la vida bancaria. Desde la situación en los diversos tipos de banca, privada, pública entre otras, a cuestiones propias del funcionamiento del gremio como en el caso de los Jubilados o la Obra Social.

Tras cerrar los aspectos más propiamente formales el Secretario General Sergio Palazzo realizó un informe pormenorizado sobre el recorrido del gremio en el último año haciendo un balance de gestión. “Quiero aprovechar este escenario político que es el mayor de la vida de nuestro gremio para ponernos al día con las cosas que han pasado, que están pasando y los cursos de acción que hay que tomar” comentó.

Hizo eje sobre los logros sin descuidar  cuestiones en las cuales es necesario avanzar y trabajar de cara al futuro. También con un informe de coyuntura sobre los desafíos que se plantean en un escenario político adverso para los trabajadores  tanto  a nivel nacional como internacional así como con los vertiginosos cambios tecnológicos que van modificando las formas de trabajo y cuyo proceso continuará en los tiempos venideros.

En los aspectos destacados del informe de gestión subrayó la importancia del acuerdo paritario, “el más alto de todos los acuerdos firmados en el 2017”. Subrayó sobre el peligro que significan para el empleo y los derechos laborales la desregulación del sector financiero propiciado por el Banco Central. También sobre la alarmante política de tercerización laboral que flexibiliza y quita derechos a trabajadores que cumplen tareas bancarias sin estar bajo convenio bancario como política del sector empresario de obtener ganancias cada vez mayores a costa de los trabajadores, de su seguridad física y de pérdida de derechos.

Otros aspectos que resaltó fue el notable  crecimiento en la cantidad de afiliados en los últimos años (según los padrones cerrados en mayo son 75 mil de los cuales más de 60 mil son trabajadores activos), el progresivo saneamiento de la obra social del gremio, con una fuerte reducción de su pasivo tras encontrarse en una situación terminal. También la mejora de la situación de la mujer en el sector, con incrementos en la cantidad trabajadoras bancarias (hoy son el 44% del total) y en las mejoras salariales que se han conseguido, aún sin igualar, lamentablemente,  la situación de los hombres pero con ostensibles mejoras en los últimos años. Las mujeres han mejorado en promedio sus ingresos y han logrado achicar la brecha salarial en relación a los varones.

En relación a la vida institucional afirmó que impulsará la modificación del Estatuto del gremio en donde delineó cuatro puntos básicos a cambiar. Primero limitar la capacidad de endeudamiento de los secretariados nacional y seccionales sometiendo ese proceso a mayorías especiales en los cuerpos orgánicos, crear la Secretaria de Juventud, quitar  restricciones para ser congresal dentro de la CGT desde la Asociación Bancaria y, por último, cambiar el nombre del sindicato de Asociación Bancaria al de Sindicato de Trabajadores Bancarios. Más que un gesto o cambio de una simple denominación,  una postura política en donde se reafirma que la suerte del trabajador bancario, más allá de ocupar una posición privilegiada en materia de ingresos dentro de los trabajadores,  está ligada al conjunto del movimiento obrero. 

En la situación ligada a la coyuntura política nacional e internacional Palazzo hizo un diagnóstico demoledor sobre las políticas del Gobierno nacional y aportó un panorama sombrío sobre la situación internacional. Pese a ello, lejos del pesimismo y la resignación, planteó la necesidad de oponer una fuerte resistencia desde la propia práctica sindical, remarcando la importancia en el ámbito nacional de una CGT fuerte y confrontativa. “Lo más efectivo para enfrentar esas políticas sigue siendo el movimiento obrero, es la herramienta más eficaz” puntualizó.

En ese difícil contexto “La Asociación Bancaria es uno de los pocos sindicatos que pueden mostrar logros y ello, también, nos compromete con  la solidaridad hacia los trabajadores  que afrontan situaciones más difíciles”. 

Las comisiones formadas fueron en total nueve: Banca Privada, Banca Oficial, Banca Provincial, Municipal y Cooperativa, Jubilados, Cesantes, Género y Derechos Humanos,  Seguridad, Obra Social y Servicios Sociales Bancarios, Memoria y Balance y Declaración Final. Al cierre de esta nota las mismas se encontraban trabajando en el extenso orden del día.

El cierre está previsto para este jueves 29 a las 18 hs. Sergio Palazzo aseguró que confía en que las deliberaciones darán lugar a importantes y “fuertes” definiciones.

.